El camino propio de Gianluca

Con 21 años y tres mixtapes publicados, Gianluca Abarza se ha consolidado en las últimas temporadas como uno de los grandes exponentes del trap chileno. Este sábado 8 de septiembre tocará en Matucana 100 en formato larga duración y, además, es una de las grandes sorpresas del Festival Neutral que se llevará a cabo durante octubre en el mismo recinto. Sentado en la disquería Disco Intrépido, tuvimos la oportunidad de conversar con este joven músico acerca de sus influencias, su vida, sus opiniones y los múltiples proyectos que tiene en mente.

***

Antes de transformarse en uno de los principales nombres del trap local, Gianluca Abarza era un estudiante de Arte en la Universidad Diego Portales. Pero hubo un punto de inflexión: luego de un año y medio, sintió que debía cambiar de camino y dedicarse por completo a su carrera musical. “Desde el principio sentí que si me metía en esto de la música tenía que trabajar sin parar. Sobre todo en el primer período en el que yo editaba mis videos y estaba metido en toda la dirección artística del proyecto”, comenta.

Fue en ese contexto que surgió una canción que terminaría encumbrando su nuevo rumbo: ‘Siempre Triste’, el tema que publicó el 5 de marzo del 2017, se convirtió en un fenómeno viral que a la fecha concentra más de 575.000 visitas en Youtube. La canción surgió en diez minutos y retrata el sentir de un Gianluca más “depre” cuando estaba en la universidad. También se refiere a que “no me gusta estar bajo un mandato, no me gusta hacer cosas como ramos y actividades que sirven para un fin mayor. Me daba paja hacer las cosas”. Además, añade: “por eso también cuajé haciendo música, me liberé de eso y hago todo a mi pinta. Soy mi propio jefe, así funciono mucho mejor en el sentido de trabajar más, me puedo sacar el jugo. Pensar que es todo el rato mi visión, lo que quiero hacer y tengo que hacer, con eso va todo bien”.

‘Siempre Triste’ era, en rigor, parte de una codiciosa idea se le vino a la cabeza: lanzar tres mixtapes en un año; objetivo que tras un arduo trabajo cumplió. “Fue súper reconfortante hacer un proyecto que no tenía un hilo conductor tan claro, hasta llegar a hacer el “G Love” que es como un viaje. Lo escuchas entero y tiene un sentido, hay temáticas que fluyen”.

Ese trío de lanzamientos, además, dejó en evidencia el interés del artista por crear una estética auténtica y propia que también se ve en las fotos, en su música y en las distintas actividades que realiza. “Siento que ha sido bueno, he logrado traspasar algo que ha sido fresco y distinto”, dice. El poco tiempo que estuvo en la universidad le sirvió para aprender técnicas que ahora aplica en sus trabajos, tiene un control artístico y expresa las cosas de manera intencionada. “Yo creo que tiene mucho que ver con conceptos más teóricos que aprendí en clases de arte, el año y medio que estuve me ayudó mucho. Igual es una búsqueda constante y eso me gusta”, explica.

“Me gusta diferenciarme, la música que hago es bien particular, no sé si hay mucha gente en el mundo que pueda hacer música influenciada por el trap con temáticas personales”, dice el artista. El trap es un estilo musical que por lo general trata de tópicos más banales y él mismo consume este tipo de música en mayores cantidades, entonces determina que “al final las letras las escribo porque me salen así nomás”. “Siento que más que enganche con la gente es una onda más nacional, que tiene que ver con el indie, el rock alternativo o el pop”, agrega. La intención de Gianluca es escribir letras que todos podamos escuchar y con las que nos podamos identificar, al igual que cuando él era chico y oía canciones que lo influenciaron para hacer lo que le gusta.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

*

“G Love” es su último mixtape y fue lanzado el 6 de mayo pasado. A diferencia de sus trabajos anteriores, en este se evidencia el progreso musical con un sonido más pulcro y definido. “En el “G Love” en particular hay hartas pistas mías, hay temas que estaban guardados desde hace tiempo como ‘A tu manera’ o ‘Morir a tu lado’, como desde el 2017 por ahí”, explica el artista.

-¿Cómo es el trabajo de producción de los discos? ¿Trabajas solo o es una colaboración con más personas?

-Después de que saqué “Wanna know” (2016) empecé a trabajar con el Tytokush y se convirtió en mi mano derecha, mezclamos toda la música juntos. Por ejemplo el “SSRR” lo grabé con una tascam y él lo masterizó; el “Vortex” fue el primero que grabamos juntos entero, lo mezclamos y editamos rápido porque ese proyecto lo veíamos como algo urgente de sacar en ese momento. Para el “G Love” fue un proceso distinto, nos dimos meses pa mezclar el mixtape, le sacamos un royo al sonido. Queríamos que sonara un poco más opaco, que la voz sonara más adentro de la música, que no sobresaliera tanto y se perdiera un poco. Además, lo masterizamos con Arturo Zegers en Triana, entonces fue un proceso nuevo donde realmente aprendí lo que es la mezcla, el máster y ha sido súper enriquecedor. En la música que estamos creando ahora y las cosas que vienen a futuro se nota mucho el progreso sonoro.

-Con respecto a tu influencia musical, ¿qué es lo que más te gusta, lo que más escuchas, disfrutas?

-Lo que más me gusta es como la volá de Kanye West, un loco que saca discos y que todos son distintos, cada uno tiene su royo y como que al final, la búsqueda artística y el momento que estay viviendo te lleva a una cuestión más allá. Eso es lo que busco y por lo que no he sacado un disco y han sido mixtapes, porque siento que un disco es un concepto mucho más marcado y potente. Escucho mucho trap como Travis Scott, igual me gustan bandas que hacen de todo. Pero desde que empecé a cantar trap y hacer más música -desde mediados del 2016- escucho más trap que cualquier otra cosa. Escucho harto a Frank 0cean; me gusta el último disco de Björk y de chico me gustaba harto Morrissey.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

“Cuando era chico, como en primero miedo, escuchaba rap. Hubo un tiempo en que fui rapero, salía a rayar, iba a tocatas, planeta rock, me gustaba el rap político”, cuenta Gianluca mirando por la ventana de la disquería, mientras sonaba un beat de hip hop de fondo. Sin embargo, se alejó del rap por ser un estilo muy purista, lo que no va con personas como él que disfrutan todos los estilos musicales. Además, dice que las temáticas trataban siempre de lo mismo: “quien era más rapero que el otro, tirarse un poco la pelota en ese sentido, por eso encontraba más interesante el rap político”. No obstante, reconoce la relevancia de este movimiento en el país, posicionándolo a la altura del pop, sin olvidar lo importante que fue y la cantidad de personas que congregaba.

En la música urbana chilena actual esto no se produce porque, según el músico, estamos más influidos por la internet y a través de un click podemos acceder a miles de cosas que nos gustan. Esto brinda la libertad de acceder a estilos musicales muy variados, sin necesidad de encerrarse en uno específico. “Por eso me atrajo harto el trap porque sentí que era un género muy libre. Finalmente, si quieres hacer algo estético puedes hacerlo y si el tema es bueno, la cuestión va a resultar la raja y vai’ a hacer algo nuevo”, expone.

Además, cuenta que en la escena no hay tanta competencia como él esperaba o como lo veía por internet, sino que prima el respeto, la buena onda y admiración entre los artistas. “Con el Pablo Chill-e nunca he tenido un atado, siempre buena onda, siempre respeto. Yo igual soy fan de él, de lo que hace y a él igual le gustan temas míos. Lo mismo con Young Cister”, manifiesta. Si bien, existen algunos roces que se han ido generando con el tiempo, no es algo que vaya más allá de no tener relación y agrega que “con la gente que yo admiro y me gusta de la escena, tanto de Santiago como de región, como Gospel de Copiapó, muy buena relación en general”.

Para Gianluca lo mejor que hay en trap nacional es Pablo Chill-e, pero asegura que existen muchos artistas que hablan de temáticas interesantes en sus canciones como Polimá Westcoast, Young Cister, Los Met, Nascar, entre otros. Aunque muchas veces todos terminan cantando de carretes y pasarlo bien porque es parte de la esencia de un movimiento que se caracteriza por ser juvenil. A diferencia del trap estadounidense donde las letras se guían por temas como las drogas, el sexo y la violencia, acá “culturalmente todo es más piola”. Pero esa es la versatilidad del trap que tanto le atrae al artista: cantar de temáticas más personales o tristes, mientras está “pegado con el último disco de Anuel” donde prima el sexo y las drogas, creando un post reggeaton duro y explícito.

*

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Mañana Gianluca estrenará “A tu manera” en Matucana 100 a las 20:30 horas en Espacio Bunster. Será el primer show de larga duración del artista y, a pesar de que ha tocado con anterioridad en el lugar, es la primera vez que lo hará de forma individual.

-¿Qué significa para ti este show? ¿Qué es lo que tienes preparado?

-El show en si va a hacer bien importante para nosotros, veníamos pensando hace rato hacer un show más largo. Porque veníamos tocando harto y nunca nos faltan tocatas, pero paramos un mes y algo, para pensar una tocata de larga duración, así de una hora y media. Vamos a tocar el “G Love” entero, van a haber invitados, vamos a tocar los últimos temas que son dos colaboraciones frescas. El mismo día tenemos preparado un unplugged más piola. Tratamos de hacer un set especial entero, de hecho vamos a tocar 26 temas y hay algunos que se quedan afuera, como ‘No te vayas’ y ‘Por qué me odias’, que siempre los tocamos, pero vamos a tocar otros como ‘Avignon’ y ‘Modélame’. También algunos del “G Love” que no hemos tocado mucho como ‘Morir a tu lado’, ‘La última vez’ o ‘A tu manera’. En ese sentido va a ser una fecha bien potente, aparte es la primera vez que tocamos solos, eso igual es brígido.

-¿Qué opinas de participar en el Festival Neutral y de expandir el trap a otros espacios musicales?

-En sí tocar en matucana 100 es bacán y en el Neutral vamos a tocar en la explanada, es como un sueño, porque yo vi tocar a Jorge González en la explanada y ya tocar ahí es la raja. Me gusta harto el line up, encuentro que es súper completo en cuanto a bandas que están consagradas como Fármacos, El Cómodo ya dentro de la escena indie; también está Bronko Yotte que es rap, pero que yo igual considero alternativo, como una volá súper propia; hay proyectos que quiero ver como Niña Tormenta, Diego Lorenzini que no los he visto nunca en vivo y está el tema de que va a tocar Taller Dejao, que es el plato fuerte. Entonces, nosotros con el “G Love” pensábamos que el mismo proyecto era un statement de un trap alternativo, de una cosa más propia. Desde ahí siento que tengo que aprovechar de darme a conocer en espacios más indie, hay temas como ‘Bart’ que los siento más transversales y es bacán poder tocarlos frente a un público que si no fuera por Neutral no me conocerían o nunca nos verían en vivo, que también es distinto. Sobre todo ahora que estamos con guitarra, cada vez le estamos dando más pega al live.

En cuanto al futuro de su carrera musical espera romper sus propios esquemas y llevar su sonido cada vez más allá. “Como no soy purista del trap y no hago trap realmente, no me limito, esa búsqueda es lo que me sigue moviendo para hacer ritmos distintos, tratar de que las canciones no sean tan explícitas y que sean ambiguas”, comenta. Dentro de sus proyectos cercanos está lanzar el video de ‘Lucifer’, ‘Amor platónico’ y ‘Clonazepam’, en los que está trabajando y que tendrán una visión distinta, ya que “el hecho de trabajar con más gente, guionistas, directores y camarógrafos genera un trabajo mucho más constituido”.

Gianluca va a continuar haciendo música porque eso es lo que le gusta, aunque aún no tiene definido qué va a hacer con ella, ni cómo la va a lanzar, pero está seguro de que “hay temas que están muy buenos”. Además, está probando nuevas formas de trabajo, ya que junto a su compañero, Tytokush, comenzaron a grabar con Pablo Stipcic, productor de Rubio, el proyecto de Fran Straube con quien en agosto lanzó el single ‘La llamada’. “Me gusta de repente hacer las cosas por partes, hacer baterías, que otra persona haga los acordes, que otra persona los arme, me gusta la fluidez de trabajar en conjunto con más gente”, señala.

El vinilo seguía sonando en la disquería. Con toda la disposición posa para una foto de Instagram, se coloca su polar negro y su mochila para salir de Disco Intrépido y bajar las escaleras en dirección hacia el metro Santa Isabel. Por su simpleza y sencillez, Gianluca es una de esas personas que tú conoces y sabes que le irá bien.

Fotos y edición: Mila Belén
*Agradecimientos a Departamento y Disco Intrépido


20 años, estudiante de periodismo de la Universidarks de Chile. Muy diversa musicalmente, muy melómana. Cuando estoy conversando y escucho una canción que me gusta mucho, siempre termino cantando.

TE PUEDE INTERESAR

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *